Cardiomiopatía

El término cardiomiopatía significa enfermedad del músculo cardíaco. La cardiomiopatía daña la tonicidad muscular del corazón y reduce su capacidad para bombear sangre al resto del organismo.

Es conocida como la enfermedad del músculo cardíaco. El corazón se inflama y no funciona correctamente porque se reduce su capacidad para bombear sangre al resto del organismo.

Es la causa más común de los trasplantes cardíacos e insuficiencias cardíacas y es una de las más peligrosas porque puede pasar desapercibida por muchos años. También afecta a los jóvenes.

Es importante estar familiarizado con los síntomas ya que es una enfermedad altamente hereditaria. Hay cuatro tipos de cardiomiopatía:

Restrictiva

La capacidad del corazón para estirarse adecuadamente se restringe lo cual reduce la cantidad de sangre que entra al corazón.

Isquémica

La isquemia significa que no llega sangre rica en oxígeno al corazón, ya sea porque una arteria se estrechó u obstruyó momentáneamente. Cuando produce dolor se denomina angina, cuando no, es una isquemia silenciosas.

Dilatada
La pared del corazón se vuelve delgada y más flexible. El corazón se dilata y lo se debilita, quedándole más difícil bombear sangre a través del cuerpo.

El consumo excesivo de alcohol puede producir esta enfermedad, y algunas mujeres pueden desarrollarla a finales de su embarazo o después del parto.

Hipertrófica

Esta condición es genética, es decir que se puede transmitir a siguientes generaciones de la familia. En esta, las células de la pared muscular del corazón se vuelven más espesas, lo cual afecta el corazón porque se pone tieso, lo cual le dificulta bombear sangre.

¿Cómo se puede prevenir la cardiomiopatía?

Lo primero es indagar si hay antecedentes en su familia para determinar si corre riesgo de padecer esta enfermedad. Incluso si nadie en su familia sufre de cardiomiopatía, es importante que conozca los síntomas de advertencia:

  • Desgano o falta de aliento

  • Hinchazón

  • Desmayo

  • Dolor en el pecho

Consulte al médico si tiene alguno de estos síntomas. Además, el consumo excesivo de alcohol, de alimentos poco saludables puede causar cardiomiopatía, es posible reducir el riesgo llevando un estilo de vida sano para el corazón.